Categorías
Cómo Ahorrar 2 Horas De Trabajo Al Día

Lo que me hizo mejorar mi productividad en 2021

Estamos a finales de 2021, y hace un par de días hice un repaso a qué cosas había hecho de manera diferente al año anterior. Uno de los motivos ha sido el notable aumento en mi productividad en los últimos meses, por lo que quiero compartirlo contigo en caso de que tú también quieras empezar a ponerlo en práctica. ¡Allá vamos!

1. Lo primero ha sido aumentar el tiempo de ejercicio. En mi caso, aumentar los días que he salido a dar un paseo largo por las mañanas antes de empezar a trabajar. Esto me ha ayudado a sentirme renovada antes de mis sesiones con los clientes y a estar más enfocada, lo que tiene doble beneficio. 

2. Dedicar más tiempo al descanso. Este año te confieso que he dormido más y le he dado permiso a mi cuerpo y a mi mente para tomar pausas entre diario y descansar los fines de semana. He hecho maratones de películas y series y sí, algún sábado lo he pasado por completo en la cama.

*Llegados a este punto te estarás preguntando ¿en serio has aumentado tu productividad haciendo esto? Así es, y lo más importante viene a partir de ahora, sigue leyendo 😉

3. Tener claridad acerca de cuáles son las prioridades, tanto personales como profesionales, y sobre qué es lo más importante que hacer durante el día. Tener claridad con respecto a esto te ayuda a gestionar tu tiempo y a finalizar el día sintiendo que has hecho las cosas correctas para avanzar hacia donde quieres.

Llevar esto a cabo requiere tener una visión a largo plazo y la práctica del pensamiento estratégico. Si quieres ser una persona productiva, dedicar más tiempo a pensar antes de tomar acción es clave. De lo contrario podríamos vernos envueltos en un contínuo día a día que no nos está llevando a ninguna parte ni generando un progreso real en nuestras vidas y en nuestro negocio.

4. Poner el foco en gestionar personas (equipo, clientes, familia…) más que en gestionar tareas. Mejorar tus habilidades de comunicación y liderazgo es fundamental en este punto.

5. Exponerme a aquellas cosas que me dan miedo para superarlas. Uno de los motivos que nos llevan a la procrastinación es el miedo, miedo a fracasar, miedo a ser rechazados… ¿La solución? Uno de los ejercicios favoritos de mis clientes es el llamado ‘Qué es lo peor que puede pasar si…’, donde analizamos el peor escenario posible ante una situación que temamos se pueda dar y cómo desde ahí vamos encontrando soluciones para superarla. Este ejercicio es una herramienta muy potente para deshacerte de bloqueos que te impiden avanzar.

6. Desarrollar un plan y seguirlo. ¿Obvio, verdad? Tener un plan y hacer seguimiento del mismo te ayuda a moverte hacia la dirección que quieres y a ser consciente sobre qué cosas están funcionando, cuáles tenemos que modificar y en qué momento es necesario hacer un cambio.

7. Abrir la mente a nuevas ideas y nuevas personas. Mezclarte con personas que piensas que son demasiado diferentes a ti puede darte muchas respuestas, desde nuevas ideas hasta, por el contrario, confirmar lo que sabes que no quieres. Tener la mente abierta es estar abierto a nuevos aprendizajes que pueden impulsarte de formas que no habías imaginado.

8. Crear procesos paso a paso que te lleven a la consecución de diferentes objetivos, tanto personales como profesionales. Un proceso puede ser desde la rutina que mejor te funciona hasta la captación de nuevos clientes para tu negocio. Crear procesos con un claro paso a paso, te ayudará a ejecutar con más rapidez y dirección.

Estas son algunas de las cosas que me han ayudado a mejorar mi productividad este año. Si quieres saber más, a continuación te comparto la ponencia Aprende a gestionar tu tiempo y empieza a vivir tu vida con mayor calidad y bienestar donde podrás seguir aprendiendo.

Un abrazo.

María

Haz Clic Aquí para recibir contenido exclusivo para miembros

Categorías
El Secreto Del Éxito En Los Negocios

Cómo Mejorar Tu Vida con Marcos Mentales

Qué Son Los Marcos Mentales y Cómo Beneficiarte de Ellos

Lo marcos mentales son sistemas de pensamiento que comprenden diferentes características y que nos ayudan a vivir y trabajar con mayor calidad.

Personalmente cada mañana repaso los míos antes de empezar el día.

También te sirven como guía para actuar como la persona que quieres ser, de los cánones con los que quieres trabajar y de las cualidades que quieres que tenga tanto tu vida como tu negocio o trabajo.

Aprende en este vídeo cómo crear los tuyos propios.

Marcos mentales para empezar tus mañanas

Haz Clic Aquí para recibir contenido exclusivo para miembros

Categorías
Cómo Ahorrar 2 Horas De Trabajo Al Día

7 Principios Para Ser Más Productivo

En este post desarrollaré 7 principios para aumentar tu productividad. Cada principio está detallado y cuenta con un ejemplo acerca de cómo ponerlo en práctica.

Antes de empezar quiero responder a la pregunta, qué es ser productivo. Ser productivo significa llevar a cabo las acciones que nos llevan a obtener resultados que importan. Ser productivo es ser consciente del trabajo que estamos haciendo y de qué tareas son imprescindibles y cuáles podemos eliminar. Por el contrario, ser productivo NO es hacer muchas cosas en poco tiempo o ‘contar las horas’ que empleamos en una tarea sin más.

Ahora sí, disfruta del post.

Principio 1: Claridad de objetivo

Para ser productivo tienes que tener claridad acerca de lo que quieres lograr. Tener claridad significa ser consciente acerca de cada una de las partes que conforman nuestro objetivo. Cuanto más consciente seas más rápido llegarás al mismo. 

Práctica. Escribe tu objetivo de forma detallada. Cuando lo leas tienes que visualizar lo que quieres y fijar esa imagen mental como si ya fuera una realidad para ti.

En la autobiografía de Arnold Schwarzenegger, Vida total, este cuenta cómo antes de construir su cuerpo lo visualizó por completo tal y como sería después.

Si necesitas una explicación más lógica, lo que estás haciendo con esto es 1) convertir tu objetivo en algo tangible a la hora de escribirlo, 2) darle una dirección clara a tu mente de hacia dónde se tiene que dirigir, y 3) crear una fotografía en tu mente, la cual te hace sentir entusiasmado, y es la que a través de la experiencia de ese sentimiento va a provocar cambios en ti para dirigirte hacia lo que quieres.

Principio 2: Coherencia

Este principio es sencillo a la vez que profundo. Muchas personas trabajan por ser más productivas y la mayoría de las veces el resultado que se genera es una ilusión de ser productivos o se pasan años intentándolo hasta que renuncian al no lograr los niveles de productividad que esperan. 

Si quieres lograr nuevos objetivos que te lleven a niveles superiores en tu vida tienes que cambiar tu identidad.

Por ejemplo, si tienes problemas de peso y quieres convertirte en una persona saludable, tienes que adquirir la identidad de una persona saludable: cómo piensa, cómo siente, por qué es saludable. Estas cuestiones profundas son las que forjan el carácter de una persona.

Práctica. Cómo piensan, sienten y actúan las personas que ya tienen los resultados que tú deseas. 

La forma más sencilla de averiguarlo es 1) encontrando a una persona que ya tenga los resultados que tú quieres obtener, 2) conectando con ella y empezando a estudiar cuáles son sus hábitos, comportamientos, carácter… y 3) haciéndolos parte de ti.

Principio 3: Emociones positivas

Las emociones positivas son grandes estimuladores de energía, algo imprescindible para tomar acción. Pero no solo la toma de acción es suficiente. Como hablamos en el Principio 1 necesitas ser más consciente de lo que haces, y aumentar tu nivel de consciencia requiere de más energía. 

Práctica. Sé consciente de cuánto tiempo de tu día permaneces en una actitud positiva y cuánto tiempo de tu día permaneces en una actitud negativa. 

Las emociones negativas son uno de los mayores enemigos de la productividad, ya que te paralizan e incluso pueden hacerte abandonar la visión de tu objetivo.

Una solución es la práctica de la meditación, ya que te ayuda a entrar en un estado más elevado y te relaja evitando que esas interferencias negativas se apoderen de ti e interrumpan tu actividad.

Principio 4: Velocidad

La velocidad es un factor fundamental en productividad, ya que a mayor producción en menos tiempo, mayor es la productividad alcanzada. Pero déjame mostrarte un nuevo punto de vista sobre esto.

La mayoría de las personas piensan que cuanto más hagan más productivos son. Solo unos pocos saben que hacer pocas cosas del modo correcto es el éxito en productividad

Cuanto mayor enfoque, atención y energía pongas en las cosas correctas, más fluyes y a mayor velocidad las haces.

Práctica. Toma un objetivo significativo para ti y ponle atención, foco y energía. Disfruta el proceso y olvídate del resultado. 

Cuando fluyes con la tarea eres uno con ella y estás haciendo lo que realmente estás haciendo. Es importante que te tomes momentos de desconexión, a poder ser no reactivos, y que te despreocupes. 

Principio 5: Acción-reacción

Para cada acción existe una reacción igual y opuesta.

Esta frase te puede alumbrar el camino hacia tus objetivos. Cada acción que tomes te corresponde con una reacción igual de vuelta. Esto te lleva a pensar: ¿es esta la acción correcta que tengo que ejecutar ahora?, ¿es esta acción coherente con respecto a lo que quiero lograr? ¿la energía que estoy poniendo aquí es la adecuada?

Práctica. Cuestiónate tus acciones y piensa con antelación si son las correctas o existen otras posibilidades mejores.

Te voy a poner un ejemplo tonto, si quieres ser una persona saludable evidentemente la acción de sentarte en el sofá y comer chocolate es algo que te va a llevar al lugar opuesto al que quieres llegar. Parece obvio, pero ¿cuántas veces se hace? (vuelve a leer el Principio de Identidad)

Principio 6: Respétate a ti mismo

En muchos momentos va a aparecer la frustración, te sentirás estancado y pensarás en abandonar, pero debes comprender que es parte del proceso. 

Ser consciente de este hecho te ayudará a no torturarte y a respetarte a ti mismo y a los procesos.

Práctica. Cuando estés atascado y sientas que todo va mal, sal a pasear por la naturaleza. Otra condición es que lo hagas de forma relajada, en modo paseo, en lugar de en modo huída.

Dar paseos por la naturaleza, al igual que meditar, te ayuda a relajarte y ver las cosas desde otra perspectiva. Es importante desapegarse del resultado para tener una visión más amplia de las cosas y regresar con mayor motivación.

Principio 7: Creación

Una frase que se me quedó grabada de uno de mis mentores fue: productividad significa producir, no aprender. Muchas personas se pierden en recopilar datos y buscar información y dejan para más tarde lo que realmente les va a hacer progresar en sus vidas, la creación.

Producir algo con calidad y que tenga un significado es crear, producir cosas no relevantes es perderse en el hacer sin sentido.

Práctica. ¿Cuánto tiempo pasas al día absorbiendo información frente al tiempo que pasas haciendo cosas que realmente te entusiasmen? Un buen ratio para ser productivo es el 60/40: dedicar el 60% de tu tiempo a crear cosas que importen y un 40% al resto de cosas que son necesarias de hacer como las tareas de mantenimiento.

Crear es necesario para que nuestra actividad fluya y para nuestro crecimiento como personas. También la creación continua produce el efecto de elevarte a niveles más altos en tu vida.

Haz Clic Aquí para recibir contenido exclusivo para miembros.